Tierrapiano

Historia

cajones peruanos tierrapiano

Tierrapiano comienza sus actividades en el año 2003, construyendo con pocos recursos tecnológicos instrumentos como cortinas de barras y modestos cajones hechos con materiales simples, estos cajones resultaron tener mucha aceptación y se convirtieron en una formula exitosa que permitió realizar inversiones en tecnología a fin de innovar y fabricar cajones de la mejor calidad sonora, terminaciones profesionales e innovaciones en su forma de construcción, que poco tienen que ver con lo conocido tradicionalmente en el campo de un instrumento tan joven de historia como es el cajón.

Con un taller de construcción eficiente funcionando plenamente Tierrapiano pudo invertir  recursos para alimentar la moda del cajón, apoyando y diseñando proyectos que promueven mediante la música y las artes en general el uso del cajón, de esta forma Tierrapiano no solo se alimenta de una moda existente, sino que también busca alimentar a la moda de la percusión cajonera promoviendo el uso de este instrumento día a día.

A partir del 2009 Tierrapiano comienza a trabajar con metales a fin de producir platillos, el proceso de investigación y desarrollo del producto final se realiza lentamente en forma paralela a la fabricación de cajones y en medida que el tiempo y el presupuesto lo permiten, actualmente (2012) la etapa de modelado de la chapa está concluida y la búsqueda se centra en la fundición y tratamiento de aleaciones.

Desde el año 2011 junto a la fundación Pequeños Gestos, Tierrapiano trabaja a  fin de colaborar con la comunidad QOM  en el Impenetrable Chaqueño,   se realizaron ya cuatro viajes al chaco durante los cuales se monto una fábrica de cajones. Gracias a la experiencia en la fabricación de estos instrumentos se pudo diseñar un producto simple y un taller eficaz  que les pueda dejar una ganancia a quienes en el trabajan. El proyecto tuvo grandes repercusiones gracias al aporte de la prensa y personalidades del espectáculo. Los primeros 20 cajones fabricados en el chaco fueron intervenidos por artistas plásticos de renombre y posteriormente rematados en un evento en el hipódromo de Palermo, con los fondos generados en dicho remate se pudieron financiar mas viajes y las herramientas necesarias para actualmente seguir concretando el proyecto.

Políticas – filosofías

Al crecer y convertirse en una marca reconocida, Tierrapiano busco innovar en el campo del trato hacia el publico y las formas de hacer publicidad. En parte esta innovación consistió en evitar caer en los típicos estereotipos del mercadeo, como:

  • Hacer publicidad en forma imperativa Ej: “Compra tierra piano!!” (Si el producto es bueno no es necesario imponer ni imperar nada a nadie)
  • Autocolgarse medallas Ej: “ El mejor cajón. El que vos elegiste, la fabrica mas grande del país, 20 años de experiencia” (Ser el mejor no depende de un análisis propio, y si es así  no es necesario decirlo)
  • Hablar mal de otros, “No busques mas! No te dejes engañar!! Somos los mejores!!… (una actitud muy poco digna, pero la mas común a la hora del marketing)
  • Utilizar nombres conocidos o carreras ajenas  para levantar la marca  “los platillos que usa el músico que toco con con la banda que se gano el premio tal” (Un producto de calidad real no necesita mas que de su propias virtudes y trayectoria)

Evitando caer en estas vulgaridades Tierrapiano aposto a una sola consigna “lo importante es lo que suena”, es decir que si el producto, la garantía y la oferta es buena, no es necesario caer en la ridiculización que generan estas estrategias de mercadeo.
Al cliente le alcanza con una presentación prolija del producto y escucharlo sonar para poder juzgar la marca por sus propios medios, el boca en boca hará el resto.

Garantía

Tierrapiano ofrece una garantía total basada en que cada cliente debe tener su  instrumento en condiciones para generar buena repercusión de la marca, por lo cual cuenta con un servicio de reparaciones eficiente y una buena atención al publico con el fin de que cada cliente sea amigo de la casa y no deje de manifestar sus inquietudes o reclamos. La mejor herramienta publicitaria de Tierrapiano son todos sus  instrumentos vendidos en buenas condiciones sonando todos los días por todas partes.